Empresarios, Geek Opina, Marketing

Cuando un Geek Pierde la Emoción

0 46

¿Recuerdan la última vez que se enamoraron de un producto?, ¿Qué sintieron que lo necesitaban no importando el precio?, Yo la verdad no. Desde hace ya algunos años siento que no avanzamos en innovación tecnológica para el público de consumo. Es cierto tenemos procesadores mas rápidos, mas memoria. Pero hasta ahí se termina la innovación.

Hace un par de años deseaba tener el último celular, el más moderno con los últimos adelantos tecnológicos, sin embargo eso se ha ido desvaneciendo. Siento que las marcas se van por ligeros cambios seguros que saben que gustará y les hará vender un poco más.

Si observamos por ejemplo los productos de la marca Apple, vemos un diseño muy similar en los últimos años, ´posiblemente más delgado, más caro, pero no algo que sea tan diferente o nos de esa sensación de ¡wow!, lo necesito.

Los celulares de todas las marcas son grandes pantallas, algunos se diferencian por pantallas más amplias, curvas, tamaño, pero nada que realmente nos haga sentir que es un parteaguas generacional.

 

¿Recuerdan la primera presentación del iPhone?

 

Todo mundo los quería, todos los teléfonos, parecían del pasado, simplemente era un producto que enamoraba, sentías envidia de los que lo tenían.

Estos ejemplos aplican para todas las marcas, sistemas operativos, y varios productos de electrónica personal de consumo, han perdido su grado de emocionarnos.

 

¿Realmente se ha perdido la innovación?

No, pero es costosa y arriesgada, cada nueva tecnología tiene un costo enorme, y un tiempo de desarrollo muy grande comparada con la demanda del mercado. Simplemente siento que las marcas ya sólo buscan dinero fácil con una fórmula asegurada.

Por el momento no pienso cambiar mi celular, computadora, Tablet, hasta que de verdad lo necesite. Como consumidor le pido a las marcas que se arriesguen un poco, a lo mejor que hagan su proceso creativo mas dinámico que inviten a ingenieros, diseñadores, creativos externos, a nutrir sus diseños y tecnología.

Entendemos que son un negocio, pero también el crear algo completamente nuevo les podría poner en la cima de sus competidores.

Las empresas deberían de dejar de hacer lo que funciona, y arriesgarse por lo que nadie ha hecho.

About the author / 

Feliciano Espinosa

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Facebook